lunes, 28 de marzo de 2011

The Back-up Plan - (El Plan B)




La película se llama PLAN B porque se trata de una hermosa mujer que cansada de esperar al hombre perfecto para casarse y tener hijos decide comenzar por el final  inseminándose artificialmente.
Tiene cosas muy deschavatadas, como la parodia de "Madres Solteras y Orgullosas", que es un grupo de auto ayuda para mujeres que son mamás y se ayudan en el proceso del parto y la lactancia, la visita al médico cuando le hacen ultrasonido (intro), el parto acuático de una de sus compañeras de grupo (muy exagerado pero risueño) y otras cosas más.
El perfil de embarazada que logró Jennifer Lopez en la película puede ser criticado en que no hacemos un cambio tan drástico de "mujer a cosa amorfa que solo piensa en comer y dormir" cuando nos embarazamos. Tampoco me gustó la imágen patética de lo que es la "paternidad" en la película: algo horrible, que tienen pocas satisfacciones, pues todo es gasto de dinero y olvidarse del vínculo conyugal. Esto no es así.
Pero rescato que es una linda historia de amor, donde la pareja debe aprender a "confiar" en el otro a pesar de sus historias pasadas y presentes.
La recomiendo teniendo en cuenta que es solo una película y no transmite ningún valor positivo.
Entretenida y para reírse a carcajadas de a ratos. Nada más. Sin niños!
Para pensar: el mundo está al revés. Una comedia de familia donde empezar de atrás para adelante puede salirte bien y tener un final feliz. Esto solo ocurre en la películas.
Fuimos creados para vivir en familia y con un orden que está muy claro en la Biblia:
"Y dejará el hombre a su padre y a su madre y se unirá a su mujer y serán una sola carne"
Dios sabía de los beneficios que nos traería a los hombres y mujeres hacer las cosas en ese orden:
Dejar a los padres
Casarse
Tener hijos
Salirse del orden trae inconvenientes, para muestra sobre un botón: madres solas, niños sin padres, con problemas de conducta, hombres infelices, mujeres frustradas, y tantas cosas más.
Qué bueno que siempre hay una oportunidad cuando uno quiere ordenarse! Nunca es tarde cuando la dicha es buena!
Si te ha pasado de empezar mal, alterando el orden puedes volver a empezar. Habla con tu pareja, busca un pastor o sacerdote y busquen consejo acerca de cómo volver a empezar y hacer las cosas bien, con el orden de Dios. Esto traerá muchos beneficios a la vida de tu familia, esa que quieres alcanzar y que seguramente lograrás haciendo las cosas a la luz de Dios.Que Dios te bendiga!