sábado, 7 de julio de 2012

EL REGALO DE LA RESPONSABILIDAD: 2da parte


Habíamos quedado en la INSTRUCCIÓN, y dijimos que lo primero a tener en cuenta a la hora de dar una INSTRUCCIÓN a nuestros hijos era ACERCARSE a ellos. dar la instrucción teniendo contacto visual, acercamiento físico y en algunos casos con cierto contacto físico.
Otras cosas a tener en cuenta al darle una instrucción:
  • BUSCAR EL MOMENTO APROPIADO: buscar el momento oportuno para dar la instrucción.
  • DAR LA INSTRUCCIÓN: buscar las maneras apropiadas de dar la instrucción de manera que sea posible la respuesta positiva de parte de nuestro hijo. El autor dice que añadir una oración a la instrucción hace que el hijo reciba la orden con mejor aceptación. Por ejemplo: "Fulanita, quisiera que papi encuentre el living acomodado antes de que llegue, me ayudas a ordenar un poquito?"
Perlita: El autor aconseja a los padres a demandar una respuesta amable después de una INSTRUCCIÓN. (Sí papá, sí mamá) Una respuesta revela tres cosas: 1) que el niño escuchó la instrucción, 2) que el hijo hará lo que se le acaba de pedir, y 3) la actitud que tiene el niño frente a esa instrución
  • ESPERAR QUE EL HIJO CUMPLA CON LA INSTRUCCIÓN. Los niños que no pueden cumplir con una instrucción es porque no aprendieron a ser responsables y es eso lo que hay que enseñarles. ESto se enseña en el proceso de dar instrucciones y espera sus respuestas.
  • EL HIJO SE REPORTA Y USTED LO FELICITA: esto le da el sentido de finalización a la tarea encomendada. El hijo necesita palabras de aprbación después de la tarea hecha. Es la recompensa por obedecer.
DEFINICIÓN DE OBEDIENCIA PARA QUE MEMORICEN LOS HIJOS: Obediencia significa hacer lo que alguien dice, inmediatamente sin tener que recordárselo nuevamente.

LOS PAPAS TENEMOS EL TRABAJO DE ENSEÑARLE A NUESTROS HIJOS A SER OBEDIENTES. 



{Me pregunto por qué nos quejamos tanto cuando ellos no son obedientes si esa es nuestra responsabilidad, no?}

Los autores animan a los padres a "partir en pedazos mas asimilables" las instrucciones para que los chicos puedan llevarlas a cabo, además nos aconsejan a explicarles a los chicos que tendremos una nueva rutina donde ellos recibirán instrucciones y ustedes esperarán a que ellos las lleven a cabo. También expliqueles que estas rutinas les ayudarán en su relación con el Señor.

Me queda en claro después de este capítulo que la INSTRUCCIÓN no es un fín en si mismo. Supongamos que la instrucción es: sacar la basura. Los pasos son:
1) LLamar al hijo, esperar que se acerque o acercarnos nosotros.
2) Darle la instrucción y esperar una respuesta de su parte
3) Esperar que saque la basura.
4) Revisar que haya hecho lo solicitado y felicitarlo.
Recordar en todo momento que no es solo sacar la basura, sinó enseñarle por medio de esa instrucción a obedecer. Enseñándoles a obedecer nuestras instrucciones le estaremos enseñando a responder a sus futuros líderes, a sus jefes y por sobre todas las cosas a Dios.
Además debemos tener en cuenta que por sobre la INSTRUCCIÓN debemos cuidar el vínculo con nuestros hijos. Es más importante nuestra relación con el que tener la cocina limpia sin las moscas por el tacho de basura! =)
QUE LINDO ES ENTREGAR A NUESTROS HIJOS EL REGALO DE LA RESPONSABILIDAD!